Entrevista con la defensa de la libertad de prensa

Schermata 2013-07-06 a 14.55.46


Con el objetivo de mostrar la perspectiva mundial acerca de un tema álgido como lo es la libertad de prensa a través de las apreciaciones de Antonello Zappadu (reconocido fotoperiodista italiano) se llevó a cabo la conferencia ‘Libertad de Prensa: Europa Vs. América Latina’, organizada por la Asociación Quindiana de Comunicadores.
El evento buscó además generar conciencia en la sociedad y exponer los inconvenientes o peligros que existen en el ejercicio del periodismo.
El pasado 8 de mayo, en el auditorio Narciso Concha Aguirre de la Escuela de Administración y Mercadotecnia del Quindío (EAM), Zappadu, el fotógrafo al que “le da más miedo Silvio Berlusconi que la guerrilla colombiana”, expuso sus experiencias a partir del célebre caso de la publicación de las fotografías de las excéntricas celebraciones en la mansión del ex primer ministro italiano. Agencia Qhabló con él.


¿Por qué le llama la atención la fotografía como método de denuncia?
La reportería gráfica cuenta historias. Yo he tomado fotografías a mucha gente, gente importante y gente interesante. El fotoperiodismo me gusta y el documentalismo.


Referente a las fotos de denuncia sobre el comportamiento de Silvio Berlusconi… ¿Cuál debe ser la ética del periodista en este tipo de casos? ¿Cómo identificar y trazar la línea divisoria entre lo público y lo privado?
Un político no tiene vida privada. Barack Obama cada año se presenta a la prensa y expone certificado médico, de salud, ¿esto por qué? Porque el pueblo americano debe saber que el presidente es sano de mente. Berlusconi es loco, de Berlusconi quiero la resonancia magnética de la cabeza. De un político italiano yo quiero saber si es sano de mente. Entonces el presidente, el político tiene vida privada cuando va a dormir, después alguna cosa con una puta es pública. ¿Está bien?


Quizá el episodio más popular de censura que usted ha vivido es el de las fotografías de Villa Certosa, pero ¿ha habido otros durante el ejercicio de su carrera?
Sí, antes en Azerbaiyán de la Unión Soviética, después en Rusia, en Corea del Sur y en África. En Azerbaiyán estuve dos días en la comisaría de la Policía. Pensaron que era un espía de Armenia, porque Azerbaiyán estaba en guerra con Armenia, les dije: no, soy italiano, tengo pasaporte italiano, habla con el consulado, habla con embajada italiana. Quería sólo salvar la cámara con las fotografías.


Según el mapa mundial de la libertad de prensa de Reporteros sin Fronteras, Colombia se encuentra en “situación difícil”, ¿qué tal le parece el periodismo que se hace en este país?
Es muy peligroso trabajar aquí, pero yo no tengo problema porque soy un periodista internacional y para nosotros hay un rigor más particular. Yo no tengo miedo a estas cosas, sé que muchos periodistas amigos míos han estado amenazados. Es un problema al que el Gobierno debe hacer frente.


¿Se le ha coartado su derecho a la libertad de prensa en el ejercicio del fotoperiodismo en este país?
Tengo un recuerdo muy particular: una vez estaba tomando fotografías de unas cosas que sucedieron con Davivienda, el banco estaba tumbando la plata y mucha gente estaba protestando, llegó la Policía y me pidió un crédito de prensa internacional y pude tomar las fotografías. Acá no hay problema, en Rusia y Corea del Sur, sí. En Italia tengo siete procesos.


¿Cree que las leyes que reglamentan la libertad de prensa son pertinentes o deberían ser más rigurosas?
Son pertinentes, son buenas, el problema es el gobierno y el presidente de turno no las respetan.


¿Cuál debe ser el compromiso de las nuevas generaciones de periodistas para ejercer la profesión sin miedos?
Es difícil aquí en Colombia, es difícil en toda Latinoamérica. Honduras es el país más peligroso para el periodismo, mira en México lo que está sucediendo. Es un problema de la prensa. El periodista está donde está la noticia, muchas veces donde está la muerte o donde está la violencia.


Killy Alejandra Gutiérrez Guzmán

Leave a Comment

Il tuo indirizzo email non sarà pubblicato. I campi obbligatori sono contrassegnati *

cinque × 4 =

Translate »